La salud está en vos: ¿qué te hace bien?

El 7 de abril es el Día Mundial de la Salud, una ocasión para que evaluemos nuestro nivel de bienestar y nos acordemos de aquellos chequeos que dejamos pasar. Pero también es una oportunidad para pensar más allá y hacer un recuento de qué pequeñas cosas diarias nos hicieron bien en el último tiempo.

Nosotros empezamos la lista, ¡pero la seguís vos!

10 minutos al sol

Si tenés un gato cerca, sabés de qué estamos hablando. Ellos son especialistas en ganar vitalidad con los rayos de Febo. En nosotros los humanos, está comprobado que es necesario pasar ese tiempo (ni más ni menos) para que nuestro organismo fije la vitamina D, que es fundamental para que nuestros huesos se mantengan sanos y fuertes.

Ed Gregory

Crédito de imagen: Ed Gregory / FreeJPG

Salir a desayunar

El desayuno es la primera -y más importante- comida del día. ¡Y qué poco tiempo le damos! Ese momento que inaugura el día suele quedar empañado por los apuros. ¿El resultado? Terminar tomando un café a medias en la calle o en el auto. Pero el sábado y el domingo podemos mimarnos con un desayuno o brunch más tranquilo. Tea Connection y Starbucks son buenas opciones, o también podés elegir alimentos integrales y libres de gluten en Hausbrot. Vas a ver que el día empieza de otra manera, la comida te cae mejor y el bienestar te va a acompañar.

breakfast-1209223_1920

Crédito de imagen: Pixabay

 

Mantener un hobbie

Cuando sentimos pasión por hacer algo, tenemos mucho más de lo que creemos. Pueden ser hobbies compartidos por muchos (ir a ver los estrenos de cine, cocinar, salir a correr, hacer yoga u otro deporte) o bien ser algo tan único que sentís que sólo vos lo hacés. Lo importante es que identifiques qué es eso que despierta tu entusiasmo y lo hagas de manera regular. ¡Compartilo así nos inspiramos entre todos!

Matthew Kane

Crédito de imagen: Matthew Kane / FreeJPG

Apagar el celular, encender los encuentros

A veces por falta de tiempo hemos reemplazado el contacto cara a cara por un WhatsApp o un audio. Si bien esto nos ayuda a estar en contacto, a la hora de afianzar nuestros vínculos hay una receta que no falla y nos hace irnos a dormir con una sonrisa: haber compartido tiempo con las personas que queremos y elegimos. Una cena en familia o con amigos al final del día nos hace sentir más seguros y confiados en que si el día fue bueno, mañana puede ser igual o aún mejor.

Kimson Doan

Crédito de imagen: Kimson Doan / Pixabay
¿Qué otras cosas hacen que tu vida sea más saludable? ¡Contanos!

Comentarios

Buscador de locales